FICHA TÉCNICA



Título obra Mamut o la prehistoria del sexo

Autoría Omar Argentino Galván

Dirección Marco Vieyra y Richard Viqueira

Elenco Luis Mario Moncada, Renata Wimer

Espacios teatrales La otra Nave

Referencia Bruno Bert, "Mamut. Apuesta por la teatralidad y el ingenio", en Tiempo Libre, 20 agosto 2009, p. 51.




imagen facsimilar

Referencia ElectrÓnica

Tiempo Libre

Columna Teatro

Mamut
Apuesta por la teatralidad y el ingenio

Bruno Bert

Siempre me atraen los espectáculos que se presentan en espacios no convencionales. Tal cosa no es garantía de calidad, pero sí vocación para crear universos con reglas distintas a las tradicionales. Y eso ya es algo para empezar. De allí que cuando me hablaron de una presentación en un trolebús estacionado junto al Parque México, de inmediato me planteara asistir. Y más al Virarme que se trata de un montaje hecho en conjunto por Marco Vieyra y Richard Viqueira de una obra de Omar Argentino Galván. Para completarla, supe que era un cuasi monólogo interpretado por Luis Mario Moncada, al que hace tiempo no veo como actor, acompañado de Renata Wimer. Y allá fuimos.

Ya no recordaba que en esos viejos medios de transporte sólo hay dos líneas de asientos corridos y enfrentados que dejan un pasillo al medio, que permiten una veintena de personas sentadas cara a cara. Es en ese pequeño pasaje, entre una cordillera de rodillas, donde los dos intérpretes realizan el montaje de alrededor de una hora de duración. El tema es el sexo, no tanto como expresión afectiva, sino más bien como un estallido de deseos más allá de la calidad humana y estética del interlocutor. De allí que el nombre completo de la obra sea Mamut, o la prehistoria del sexo. El soporte literario no parece ser gran cosa. Más bien es desenfadada y simpática, como otro material de ese mismo autor que cuerdo en un montaje de hace unos cuantos años. Un lenguaje totalmente coloquial, salpicado de algunas leperadas (unas cuantas), con la descripción inmediata, fársica y un tanto cabaretera de los encontronazos sexuales del protagonista, que va hilando a lo largo del trabajo, creo que cinco narraciones distintas entrelazadas no sé si por el autor mismo o por la dirección.

Es en esta última donde la cosa se pone más interesante. Tanto Viqueira como Vieyra tienen antecedentes de un teatro desparpajado, con gran sentido del humor, con una fuerte presencia en lo físico del actor y en el manejo de ritmos impresionantes con puestas poco convencionales. Es en este rubro donde está el primer acierto. Uno puede pensar que son pocos los recursos disponibles en el pasillo de un trolebús estacionado: tanto de objetos como de espacio para cualquier tipo de coreografía, sin que muy pronto todo se reitere hasta la náusea. Pero no –aquí interviene la calidad y versatilidad de los actores–, la imaginación de estos directores mancomunados (cosa que no resulta frecuente ni mucho menos) vuelve el defecto virtud y pone al servicio de la narración la estrechez, la extrema cercanía y hasta una cierta invasión de los intérpretes en interacción con el público.

Decía al principio que había perdido la imagen actoral de Luis Mario Moncada tras su trabajo como dramaturgo primero y como funcionario más tarde. Pero al parecer continúa manteniendo una capacidad de presencia que le hace llevar –sin duda complementado de manera excelente por su partenaire– un personaje como ese, complejo a pesar de su aparente linealidad y simpleza, de una manera convincente, humorística y en última instancia absolutamente profesional. Renata Wimer no habla, o casi, pero toca varios instrumentos (aparte de romperlos) y combina de manera muy acordada con el actor la partitura de acciones y sobre todo reacciones, que da un interesante resultado de conjunto. No le recuerdo en otros trabajos interpretativos, pero indudablemente merecería que existieran.

En definitiva, vale la pena darse una vuelta por el trolebús del Parque México y ver una variante artística que apuesta por la teatralidad y el ingenio.

MAMUT O LA PREHISTORIA DEL SEXO, de Omar Argentino Galván. Dir. Marco Vieyra y Richard Viqueira. Con Luis Mario Moncada y Renata Wimer. La otra Nave, Trolebús, Sonora esquina México, Hipódromo Condesa. Viernes y sábado, 21:00 horas. Loc. $100. Adolescentes y adultos. Duración aproximada 60 mins. (Centro)